Campus de Aprendizaje Profesionales de la Salud

Profesionales de la salud: Los cambios que genera el Paciente Activo / empoderado .En el  Estado se habla  con frecuencia del Paciente activo/empoderado. Te comparto sobre los cambios que genera   en el profesional  sanitario y el Sistema esta idea en la práctica.

Los programas de Paciente Activo no dejan indiferente  a los distintos elementos del proceso de crear salud, un estado de mayor bienestar y calidad de vida: impacta a los pacientes (empoderados), familias, profesionales sanitarios, El Sistema en General…

Sobre el enfoque hacia los primeros: Pacientes y familia, mucho se habla hoy, y se pueden ver las experiencias  en diferentes  sitios.

¿Y  qué pasa  con el resto, de los que participan en este Proceso?  ¿De qué modo influye en las dinámicas naturales  del día  a día de los profesionales sanitarios?  ¿Qué cambios genera a lo individual y colectivo?

En primer lugar, que el paciente tome control de su estado no  solo favorece, sino que es necesario, en tanto que en los procesos  de salud/ enfermedad, la experiencia subjetiva cuenta mucho.

Y en este sentido, aunque los programas / escuelas de pacientes (activos)  han estado  orientados  mayormente a un colectivo con enfermedades crónicas (y es obvio en las prioridades), lo cierto es que  podía constituir parte de la visión a corto, medio largo plazo del sector. Y por ahí generaría también cambios diversos, y de gran impacto.

No habría de esperar a tener una enfermedad crónica para conocer los beneficios de unas prácticas saludables,  a partir de la propia experiencia  con los estados de salud/ enfermedad, de tener un autocontrol de la salud individual y compartirla en grupo.

En la medida que el paciente conozca las particularidades de sus síntomas, y cuál práctica de su estilo de vida,  favorece o no el mismo, tendrá un aprendizaje, un  saber  para prevenir o facilitar un proceso similar en otro momento, también podría reducir el índice de automedicación, que hoy por hoy es bastante alto.  Conocería mejor su  cuerpo, sus estados  facilitadores o limitadores de su propia salud.

Con esto, quiero  dejar la idea  que  es una necesidad que las personas  tomen autorresponsabilidad de su salud, sea  consciente de cuánto  ayuda a su propia felicidad y cuanto en la dirección contraria  cuesta a sí mismo y al Sistema.

Un paciente empoderado y me gusta  este término, por la noción que asocia (puedes estar acción, pero no empoderado), está preparado no solo  para tomar decisiones  en relación con su salud, sino también  para generar cambio en su estilo de vida, y en su entorno.

Profesionales de la salud: Los cambios que genera el Paciente Activo/empoderado.

Y por supuesto esto también generará un cambio en su relación con los profesionales sanitarios y el Sistema.  En la medida que se facilite el empoderamiento de los pacientes, también hay un impacto en lo que rodea: el profesional  sanitario, por ejemplo,  demandará un cambio.

Poco a poco se pasará de un modelo tradicional y ciertamente unidireccional  (profesional – paciente), a un modelo bi/ multidireccional.

Y para ello, ¿Cuánto de abiertos están los profesionales para un proceso  más compartido?

¿Qué  los frena o limita?… Cada uno puede tener sus propias respuestas.

No es  un proceso de la noche a la mañana.  Aún en el inconsciente  pueden vivir los temores ante la enfermedad y su manejo por parte de pacientes y profesionales. Y  al ser La salud, el estado natural del ser humano, con frecuencia tampoco se la aprecia conscientemente hasta que se resiente ese estado natural. Y temores e incertidumbres diversas ante lo no controlable son legítimos …, pero manejables.

Estoy convencida de que cada uno hace lo mejor desde  su modelo e información. Y he  escuchado a través de los años en mi  relación profesional, acerca de  la incertidumbre y cómo viven variadas situaciones los profesionales de la salud, en la “soledad” de sus consultas, de sus afrontamientos, para dar respuesta  a las disímiles demandas.

Y ello también necesita apertura, tiempo y crecimiento  de competencias Profesionales importantes como: saber Liderar, la toma de decisiones ( compartidas); de comunicación…., de mejora continua, de estar abierto a  educar, enseñar y aprender constantemente desde  diferentes tipos de experiencias.

Estar fuera de esta  idea de cambio, aleja de la realidad actual  enfocada hacia una medicina personalizada, integrativa (ver al ser humano  en su conjunto y no por fragmentos).

Porque ver al ser humano a retazos, no solo aumenta la frustración, incertidumbre de unos y otros, sino también aumenta los costes de la vida de las personas- muchas veces irrecuperables, y del sistema  sanitario, en general.

Los médicos, sobre todo de Atención Primaria lo saben, cuantas veces una persona repite consulta porque no entendió, suspendió el tratamiento, por no comprender  lo que tenía que hacer en su totalidad, por sus temores,… que de haberse tratado en el momento de interacción, evitaría una nueva consulta (telefónica o presencial), y por consiguiente  las listas de espera,  Y también reduciría la alta presión  del profesional sanitario en el día a día.  Cada uno puede hacer su propia reflexión  en este detalle.

Paciente empoderado, y respetuoso

Hay que educar también  la manera de compartir  las experiencias.

Suelo escuchar entre profesionales la molesta situación de que algunos pacientes exigen pruebas, tratamientos, medicamentos, procedimientos…  Y desde este contexto,  muchas veces la idea de paciente empoderado,  generadora de tantos beneficios, puede interpretarse como molestia para  el profesional, y a partir de ahí, una serie de generalizaciones  que en nada tiene que ver con  la idea fabulosa de educar por la vía que se tenga a las personas, con enfermedades crónicas o no,  a  llevar con fortaleza y resiliencia  los procesos de salud / enfermedad.

Ahí, el trabajo del  personal sanitario  es importante. Por un lado para educar al paciente en prácticas eficaces de  comunicar sus temores, preocupaciones, sus deseos, sus desvelos y actuar en consecuencia… Y también en la propia autoconciencia  personal de que aun siendo profesional  con  experiencia,  conocimientos que te hacen merecedor de estar donde estás,   tienes además un campo de mejora en todos tus procesos.  Y puedes aprender a hacerlo.

Entender, entonces, la oportunidad que tienes  de crecer como profesional  a partir de lo que tu paciente te plantea,  sus demandas, incluso sus críticas, te pone en un nivel más  elevado como persona.

No  estás  hecho, sino en continuo Crecimiento y mejora. Tener la actitud contraria,  te pone en picado y te aleja de  la idea de crecimiento continuo, en niveles donde sí puedes tener control.

Todo lo anterior,  llevará  a un  cambio en los Sistemas de salud.  Cada paso o decisión desde el sistema general tiene un gran impacto. Y también lo que  está pidiendo desde la base al sistema. Si bien se beneficiará supremamente si hay excelentes resultados en las intervenciones que promueva  en la dirección que hoy nos ocupa: el paciente empoderado y  autorresponsable con sus procesos de salud / enfermedad, como no encuentre la manera de ahilar los distintos factores que intervienen, facilite los procesos  a nivel integrador, lejos de encontrar adeptos  puede generar  la  actitud contraria, allí donde no tiene acceso si el otro no quiere: su fuero interno. .

Volvemos  así al centro de la cuestión. No olvidemos que en este sector se trata de personas que ayudan  a otras  personas. Y eso es  aplicable a todos los niveles del sistema. El trabajo colaborativo y en equipo es de vital importancia

Cada vez que  hablo con personas del sector sanitario  sobre el tema del paciente empoderado es muy curiosa la discusión porque al final en nuestro inconsciente hay modelos  que necesitan recolocarse, ser cambiados a la luz de lo que la salud en el siglo  XXI nos demanda, y donde el acceso a la información, para la mayoría  está a un click, y allí no siempre está cotejada por un profesional sanitario, ni lo puedes controlar. Todo se mueve…

Por otro lado, si bien es cierto, que no todos  los pacientes están a un mismo nivel de demanda de ese proceso de empoderamiento. Ahí el liderazgo de los  Profesionales  es muy importante, para promover que el otro avance desde donde está.

Y en esa línea estamos trabajando en Rednovasalud: Dedicado a Profesionales sanitarios / Sistema  alineado con lo que realmente es el centro para unos y otros, y los une.  Todos necesitamos seguir creciendo y aprendiendo.

Tanto si eres profesional sanitario  individual  o en nombre de un equipo / Institución y tienes algún reto que  solucionar en el que  las personas sean su centro, ven y cuéntanos y te ayudamos  a encontrar opciones  viables para ti (estrictamente confidencial y a tu servicio). Escríbenos al mail  que aparece más abajo, preséntate y  deja tus datos. Nos ponemos en contacto contigo a la brevedad.

Imagina como sería   tu día  a día, como profesional   si en  la práctica todos los  elementos  que te rodean estuvieran alineados por una visión común.

¿Qué tendría que pasar para que eso suceda? Déjanos tu comentario más abajo. Y espero muy pronto saber de ti, de tu equipo.

 

Rosalia Peña Sarmiento

Directora de Rednovasalud

Formadora y Coach

info@rednovasalud.com

Share This

¡Comparte esto!

¡Ahora puedes compartir esta página con tus contactos y amigos!