Campus de Aprendizaje Profesionales de la Salud

Te prometí  hace unos días compartirte y retomar  en nuestros espacios de Rednovasalud, el tema del Valor de  la Confianza en el sector sanitario, y su impacto tanto a nivel personal de los profesionales de la salud; pacientes y familias; equipos  de trabajo; instituciones.

El  valor de la confianza  puede cambiar cualquier proceso/resultado. El nivel  de confianza tiene un impacto en las  relaciones de  quienes interactúan,  los roles que desempeñan, y lo que se espera como resultado de cada acción.

Se habla mucho de la confianza.  Pero, ¿Tenemos claro cómo medirla, cómo desarrollarla, dónde enfocar la Atención? ¿O se queda en la subjetividad de cada uno?

Hace unos días en Barcelona estuvimos compartiendo  al respecto, en un evento sobre este valor, a la luz del modelo Triaxial de  Simon Dolan, que recorre el mundo del trabajo, (incluyendo el sector de la salud), y que en el caso concreto de este valor, junto a Roberto Páez lo ha aplicado  en organizaciones de varias latitudes. Y fue muy gratificante compartir y aprender  con otras personas  orientadas al tema.

Sin dudas, el valor de la confianza, como afirmaba hace años Covey lo cambia todo. Así que vamos  a detenernos  a manera de marco y comprobar su impacto en el contexto de salud.

En diferentes cursos impartidos para Profesionales de la Salud, ya como punto de partida, como punto de llegada o como fundamento  el tema de la Confianza es innegable.

¿Y a quien no le gusta  ser una persona que inspire confianza, verdad?

Está bien recordar  que,  el impacto de este valor es transversal, de modo que afecta tanto, a quienes se relacionan entre sí,  al proceso  como al sistema en el que se da esa interacción proceso. Y todo ello  afecta el resultado.

El solo hecho de darse cuenta, donde se está puede llevarnos a un cambio en nuestras maneras de proceder y por tanto en nuestras relaciones y resultados.

De modo  que no solo me estoy dirigiendo  con estas líneas al médico, sino también  a todos los profesionales del sector, pues desde su función, podrá ir llevándolo a su propio terreno de experiencia.

Tomando en cuenta, además  que nuestros comportamientos cotidianos  a veces no tan conscientes en la vorágine diaria,  pueden estar acercándonos o alejando del nivel de confianza que facilite los procesos/resultados.

La Confianza como valor en el sector de la salud

Aquí unos puntos básicos:

  1. Lugar que se le da al valor de la confianza en nuestro hacer. Es decir, ¿Cuánto de importante  es para ti  la confianza  para  la labor que realizas, tus interacciones­?  Si algo es percibido como muy importante, la posibilidad  de desplazar la Atención y energía hacia ello,  es mayor, cuando se opera con coherencia.
  1. ¿Cuál  es tu criterio sobre este valor? La Confianza como valor  es  noción de base de todas las relaciones. Aunque  para algunos se tiene o no se tiene. Y en este último caso, partiendo de este criterio de tenencia o no, separa  a las personas,  los colectivos de facto, y lo que hacen….

Lo que sucede  es que  en diferentes ámbitos no tiene  el mismo nivel de desarrollo. Y aunque esto sincrónicamente pueda parecer un problema, y en parte sí, pues  genera conflictos, perdida de energía, enfoque,… resultados…. Lo cierto que darse cuenta  de esos niveles de confianza y la posibilidad de  enfocarse en ello,  es  toda una Oportunidad de trabajo personal, de los equipos, instituciones…, de CRECIMIENTO  de personas  y equipos.

  1. La confianza como Generador de un  clima  facilitador para aportar valor  a quien servimos.

En el sector de la salud esto es clave, a mi modo de ver. Estamos hablando de uno de los valores más preciados para la persona: Su salud. Y cada uno construye su propia experiencia, lo vive de un cierto modo.

Por tanto como profesional de la salud  no es solo un servicio lo que das, sino estás generando desde tu hacer otras aportaciones a la persona que asistes, que pueden transformar su experiencia  (para avanzar y cuidar de su propia o salud, O no, y está   bien tenerlo en cuenta)

De modo que las acciones, conductas, comportamientos  cotidianas, a veces en automático en la vorágine diaria pueden   fomentar o no ese clima de confianza generador de lo anterior.

Ejemplos, cosas de manual como decía uno de mis maestros…

Acompañas a personas en contextos de cierta vulnerabilidad, y accedes incluso a información privilegiada y confidencial. ¿Qué  tanto cuidado se tiene  con esa información en  un contexto cada vez más digitalizado? ¿Crees que te aportarán el 100 % de la información  si esta condición no es asegurada?

¿Qué  tanto se  toma  en cuenta en las interacciones  los comentarios, sentimientos y experiencias  de las personas a las que  se sirve, y de qué manera ello influye en los resultados obtenidos.

¿Cómo adaptas tu comunicación, expresión  alas situaciones concretas de interacción para facilitar el objetivo/ resultado?

¿Cuánto de abierto se  está a delegar, enseñar colaborar con colegas y equipos  en la atención compartida  de una misma persona?

¿Sabes exactamente cuál es tu lugar/ responsabilidad en esa cadena hasta de interacciones para lograr el resultado, o haces  “tu parte “y ya está?

  1. Confianza y profesionalidad. Este es un punto  que se dice rápido, pero es el que quizás distingue lo  que  funciona  de lo que no funciona, lo que avanza de lo estático, lo que   facilita de lo que limita  y entorpece el desarrollo.

Y lo resumiría  en una frase. Integridad personal. Desde mi punto de vista, es el núcleo, integridad para reconocer donde  se está realmente, lo que se ha avanzado y constituye la mayor fortaleza personal/ de equipo, y lo que aún está  por construir, desarrollar. Y aquí la capacidad de aprendizaje continuo es básica.

Es el otro currículo, al que contribuye no solo  la universidad, sino el compromiso y la experiencia de cada día. Y cuya responsabilidad  personal hace la diferencia.

Una pregunta para tu reflexión personal, e independientemente  de la función que realices.

Si fueras  la persona que acude  a ti por tus servicios,  ¿En qué  te basarías  para elegir tu servicio y no  otro  con función similar?

Me alegro si estas líneas despiertan tu interés por el tema de la Confianza como valor. Stephen Covey hablaba de la confianza como una cuenta  a la que puedes ingresar cada día. Y en sentido contrario puedes sacar cada día  de tu depósito. ¿Dónde  estás más al día de hoy, en el ingreso y crecimiento de tu cuenta o en el egreso de la misma?

Aquí te comparto algunos artículos que he encontrado en la red:

“Confianza: crisis y decadencia en las prácticas médicas pdf “

Articulo 1 , Articulo 2 y Articulo 3

Llegado a este punto:

¿Crees que la  Confianza  como valor es un factor para la Calidad de la Asistencia?

Comparte en Comentarios tu experiencia al respecto de la Confianza como valor que pueda inspirar  a otros en su labor.

¿Te gustaría trabajar el  tema de  este valor  a nivel personal o de equipo? Ponte en contacto con nosotros en el mail  que aparece más abajo.

Con todo mi afecto y a tu servicio,

Rosalia Peña Sarmiento

Directora de Rednovasalud

Formadora/ Coach

info@rednovasalud.com

 

Share This

¡Comparte esto!

¡Ahora puedes compartir esta página con tus contactos y amigos!